Seguidores

miércoles, 17 de septiembre de 2014

6 Razones por las que deberías ver Masters of Sex:



Masters of Sex es una serie en activo que es emitida por el canal Showtime y que, actualmente, está a punto de despedir su segunda temporada. En esta serie conoceremos a Bill Masters (Michael Sheen) y Virginia Johnson (Lizzy Caplan), personajes basados en dos investigadores que son considerados unos pioneros en el estudio de la sexualidad humana.  Masters of Sex se estrenó en 2013 y consiguió encandilar tanto a público como a crítica de tal manera que fue considerada como una de las series revelación de la temporada. Personalmente, no podría estar más de acuerdo con esta consideración y aquí os dejo seis razones por las que creo que deberías empezar a ver esta serie sino lo estáis haciendo ya.




1º Razón: Michael Sheen:

Michael Sheen (El Desafío, Midnight in Paris) da vida al Doctor Bill Masters, un brillante ginecólogo que vive entregado a su trabajo. Bill Masters es un personaje muy complejo, antipático y demasiado serio, al que, con el tiempo iremos conociendo y apreciando a pesar de que no nos lo pondrá nada fácil. Es el típico hombre de ciencia que considera que su estudio está por encima de todo y de todos  y que no tendrá ningún reparo en hacer lo que sea por poder seguir con sus investigaciones. Michael Sheen nos ofrece una interpretación de raza, contenida en la mayoría de las ocasiones y física cuando el momento lo requiere. La manera en que se desarrolla la serie (luego volveremos a ella) es muy favorable para que los actores den lo mejor de sí mismos y Sheen aprovecha a la perfección los momentos en los que aparece en pantalla.

2º Razón: Lizzy Caplan:

Lizzy Caplan (Monstruoso, Jacuzzi al Pasado) es Virginia Johnson, una madre divorciada e independiente que sólo coincide con el Dr. Masters en su amor y sacrificio por el estudio en el que se embarcan. Virginia es la cara agradable, la que siempre tiene una palabra amable para los demás y una estupenda relaciones públicas. La vida no es fácil para Virginia, estamos en los años 50 y es una mujer sola que tiene que sacar adelante a su familia pero ella es una luchadora y cuando se le presenta la oportunidad de trabajar con el afamado Dr. Bill Masters no la desaprovechará.  Los mejores momentos de la serie son las escenas en las que Lizzy Caplan comparte pantalla con Michael Sheen ya que sus personajes y su evolución (tanto la de ellos mismos como la de la relación que se establece entre ambos) son la columna vertebral de la serie.

3º Razón: la estructura de la serie:

Masters of Sex es la típica serie en la que da la sensación de no pasar nada pero cada capítulo es más intenso que el anterior. La ausencia de acción no significa que no haya evolución ni tensión. El ritmo es pausado, no hay prisa por conocer que es lo siguiente porque no es una serie en la que haya giros de guión o cliffhangers pero eso no significa que los capítulos no te mantengan pegado a la televisión. La serie está estructurada a base de largas escenas en los que abundan los monólogos. Apenas hay escenas con más de tres personajes y, en mi opinión, cuantos más personajes aparecen en escena, peor.

4º Razón: los secundarios:

En Masters of Sex hay un puñado de actores secundarios sólidos y solventes que dan el contrapunto perfecto a los dos personajes principales. Hay secundarios recurrentes como Libby, la mujer de Bill (Caitlin FitzGerald) y otros más esporádicos, de manera que por los capítulos de Masters of Sex han desfilado actores como Beau Bridges, Allison Janney (ganadora este año del Emmy a la mejor actriz invitada en serie dramática por su papel), Sarah Silverman o Danny Huston. Una característica común a estos secundarios es que, además de interactuar con los personajes principales, casi todos tienen una trama que discurre paralela a la principal.

5º Razón: la ambientación:

La acción de Masters of Sex se desarrolla durante los años 50 en San Luis (Missouri, Estados Unidos). La recreación de la época está muy bien conseguida tanto a nivel de escenarios y vestuario como por la introducción de temas relativos a la liberación de la mujer o la problemática racial de manera que todo nos resulta aún más creíble.

6º Razón: el sexo:

Pues sí, en Masters of Sex hay mucho sexo ¿qué sorpresa, no? Teniendo en cuenta que los dos protagonistas se dedican a estudiar la sexualidad humana, creo que nunca hemos visto escenas de sexo más justificadas que las de esta serie. En general, son escenas cuidadas y elegantes que se funden a la perfección con el ritmo pausado de la serie por lo que cualquiera que este habituado a ver otras series en las que el sexo tiene bastante importancia no verá nada que le escandalice.

Aquí os he dejado seis razones por las que deberíais ver Masters of Sex pero hay muchas más y os invito a descubrirlas por vosotros mismos. Es una serie muy especial que a mí me enganchó desde el primer capítulo y estoy segura de que a vosotros os pasará lo mismo.

2 comentarios:

  1. Como ya te dije, no he visto esta serie, pero después de tu critica me pondré con ella en cuanto pueda.. Gracias!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Otra buena razón para verla: cada temporada son sólo 12 capítulos.

      Ya me contarás que tal si te pones con ella, espero que te guste.

      Muchas gracias por pasarte, un abrazo

      Eliminar